Incertidumbre que se disfruta

10-Incertidumbre-que-se-disfruta-750x500
Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

 

Por: Claudia Inowe

Si hiciera una encuesta como las de Twitter, tan populares hoy en día, con esta pregunta: ¿Crees que Alemania clasificará al mundial de Rusia? SÍ o NO.

Los datos que arrojaría el sondeo serían claramente favorables al SÍ. Pero si hiciera esa misma pregunta con la selección de Argentina, Chile, Paraguay, Uruguay…la claridad de la respuesta se diluye.

Las eliminatorias sudamericanas para el Mundial de Rusia 2018 tienen hasta ahora como único clasificado a la selección de Brasil. Una selección que se reinventó a tiempo y logra instalarse en el próximo mundial con la intención de borrar aquella catástrofe del 2014.

El futuro para el resto de las selecciones es incierto. Argentina, con el mejor jugador del mundo. Uruguay, con jugadores consagrados en equipos europeos. Chile bicampeón de América, ninguna tiene asegurada su clasificación.

Los 3 y medio cupos restantes se pelean entre 7 países, solo Bolivia y Venezuela han quedado fuera de carrera.

No hay discusión. En Sudamérica la clasificación al mundial es una competencia como ninguna otra, es la más difícil de todas. Si no lo ves así, sencillamente es porque tienes los ojos cerrados.

La receta contra el aburrimiento

En una entrevista, José Mourinho calificó de aburridas las eliminatorias europeas y alabó el nivel de competencia que se tienen por estas tierras.

La cuestión futbolística es el primer factor a destacar de estas eliminatorias sudamericanas. Aquí no existe el tiki taka, pero hay orden en el juego, trabajo táctico aplicado al rival, estrategia por partido. Y cuando nada de eso funciona, una inmensa lista de individualidades.

Diversidad es la palabra clave que describe los escenarios que las selecciones deben visitar. La altura, el calor, el frío. Las distancias, las horas de viajes y el cansancio que va sumando.

Aparte de esas cuestiones propias del mundo, el aspecto psicológico es fundamental. San Marino al enfrentar a selecciones como Inglaterra e Italia sueña con un milagro para quedar en anécdotas del fútbol, pero en Sudamérica sueñan todos, sin excepción, con lograr la clasificación. Nadie aspira a menos, nadie le teme a nadie.

 

Futuro incierto

Parece increíble pensar que selecciones con jugadores tan destacados en sus clubes deban sufrir con sus selecciones nacionales. Los que ven sus selecciones pelear por cada punto no saben que va a ocurrir, no saben si la esperanza sea suficiente.

El futuro es incierto para todos los equipos. Eso sí, si tienes la suerte de verlo como un espectador externo, es un disfrute.

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.

Deja un comentario

Goto Top