Lo que causan 10 millones de dólares

58-lo-que-causan-10-millones-de-dolares-750x421
Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

 

 

Por: María José Pacheco

Soy venezolana y creo fielmente que en nuestro ADN existe un gen especial que nos hace ser fanáticos del béisbol – quizás sea el mismo que nos mantiene optimistas ante situaciones adversas–. El béisbol nos da alegría, nos inspira y nos pone a soñar. No todos manejamos numeritos, no todos conocemos las reglas de la pelota, no todos sabemos diferenciar un slider de una curva, pero lo que sí sabemos es gozar durante 9 innings mientras comemos “papita, maní y tostón”.

La temporada que se avecina me genera (como fanática) sentimientos contradictorios – y creo no ser la única – Indignación, es la primera palabra que se me ocurre. Sólo basta con tipear: LVBP en Twitter, para acceder a reacciones de fanáticos que sienten lo mismo tras conocer que el Gobierno otorgó 10 millones de dólares (preferenciales) para el desarrollo de la temporada 2017 – 2018, esto mientras nuestro país pasa por una profunda crisis económica, política y social. Se han generado comentarios de toda índole, algunas personas aseguran que no asistirán a los estadios para “castigar” a la LVBP y otros, como el periodista Fernando Álvarez, deja en claro su rechazo ante esta medida: “ante la precaria situación de #Venezuela no puedo estar de acuerdo con la aprobación de $ preferenciales para la #LVBP Es una aberración!… Hace 1 o 2 años, justifiqué la aprobación de los $ preferenciales para la #LVBP Hoy es imposible estar de acuerdo con esto. Hay prioridades!”.

Desde la Liga Venezolana de Béisbol Profesional (LVBP), hubo silencio durante los días más violentos en Venezuela. Nadie hablaba del posible inicio de la temporada hasta que Alfredo Pedrique, ex manager de los Leones del Caracas, ofreció unas declaraciones y recomendó a los dueños de los equipos tomar la decisión de no jugar este año en respaldo “a los venezolanos que están sacrificando sus vidas por la libertad del país”. Días después Juan José Ávila, presidente de la LVBP, dijo que la voz de ¡Play Ball! se escuchará el próximo 10 de octubre, admitiendo estar preocupados por lo que se vive en Venezuela, pero firmes en la convicción de que todo saldrá bien.

De las temporadas más inciertas

Muchas veces estas situaciones sacan a flote nuestros instintos más básicos, insultar, denigrar, reprochar el béisbol en este caso, puede ser duro pensar en disfrutar de un juego, compartir con tus panas mientras contemplas el diamante,  cuando sabes que en tú país hay personas que no tienen nada para comer. Sí es duro, pero también es duro imaginar que de no jugarse la temporada este año más de 5000 personas quedarían desempleadas (cifras ofrecidas por Antonio Herrera, vicepresidente de Tiburones de La Guaira). Serían más personas pasando hambre. Directa e indirectamente nuestro pasatiempo nacional es la fuente de trabajo de miles de venezolanos, desde jugadores, cuerpo técnico, personal administrativo, seguridad, transporte, vendedores, publicidad y un montón más. El béisbol es una de las industrias más antiguas de nuestro país y como tal se mantiene en la adversidad.

Directivos de las escuadras coinciden al decir que esta será una de las temporadas más inciertas en 70 años de béisbol. La 2016 – 2017 dejó pérdidas económicas, baja asistencia a los estadios (en la temporada pasada el Estadio Universitario con capacidad para 22mil personas albergó entre 6 y 7mil en 2016), poca inversión en publicidad, inflación, fueron algunos de los factores a los que las gerencias se enfrentaron y esta vez el panorama luce más desfavorecedor.

Carlos Miguel Oropeza, gerente de Cardenales de Lara, comentó que no será fácil y tendrán que hacer sacrificios.“Pero debemos cumplir con el deber de mantener una importante actividad económica”. Por otro lado Roberto Ferrari, cabecilla de los Navegantes del Magallanes, expresó que “para nadie es un secreto la grave crisis que estamos viviendo todos en Venezuela. El que diga que no la padece, está mintiendo”, “Son múltiples los problemas que rodean a los dirigentes, pero tenemos que hacer todo lo posible para superarlos y dar el mejor espectáculo”.

Con 10 millones de dólares seguro podría darse un buen espectáculo. Los equipos se están armando con peloteros y managers, hay conversaciones con la MLB, todo parece desarrollarse con normalidad, todo parece. Nadie sabe lo que pueda pasar entre hoy y el 10 de octubre, lo que pueda ocurrir después del inicio de la temporada, en Venezuela la incertidumbre está presente en todo lugar y momento.

Los fanáticos estamos en el círculo de espera, no sabemos si nos lanzarán curva o una recta, ¿un slider quizás?. No sabemos cómo reaccionar, ni si podremos costear las entradas, pero podemos estar seguros que pase lo que pase, si nuestro equipo gana sentiremos alegría porque el béisbol, con crisis o sin ella, está en nuestro ADN.

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.

Deja un comentario

Goto Top